Adriano & Rossi - Studio Legale Associato

News

Ciudadanía iure sanguinis para la descendencia en linea materna después del c.d. Decreto Salvini (Decreto Legislativo No. 113/2018 convertido en Ley el 3 de diciembre del 2018, No. 132)

En uno de los primeros borradores del decreto de seguridad aprobado por el ministro Salvini encontró una solución al antiguo problema de la ciudadanía por parte de los descendientes maternos transmitidos por su antepasado que había contraído matrimonio antes de 1948, perdiendo de esta manera, y automáticamente, la ciudadanía italiana.

El proyecto de decreto introdujo el art. 1-bis de la Ley de 5 de febrero del 1992, n. 91 que, proponiendo superar este obstáculo, aclaró cómo los descendientes del pais italiano casados antes de 1948 deberían considerarse ciudadanos italianos en todos los efectos legales.

 Además de esta norma, se introdujo una segunda norma muy disputada, que restringía el derecho a la ciudadanía iure sanguinis a solo descendientes de segunda generación, restringiendo en gran medida la audiencia de los sujetos con derecho a solicitarla.

Sin embargo, estas reglas no se han tenido e cuenta en el proceso parlamentario posterior, tal como se aclaró recientemente que no es necesario, para obtener la ciudadanía italiana, la certificación del conocimiento del idioma italiano en el nivel B1 prevista por el nuevo artículo 9 L. 91/1992 (esta regla se aplica solo para la solicitud de la ciudadanía por matrimonio o residencia).

En consecuencia, hoy el ciudadano extranjero que tiene  un antepasado italiano en una línea paterna sigue teniendo derecho a la ciudadanía iure sanguinis que puede solicitar por vía consular o en el municipio de residencia italiano. Al respecto, cabe señalar que esta segunda vía tiene tiempos administrativos mucho más cortos que los que hacen el proceso por consulados italianos en el extranjero.

Con respecto al ciudadano extranjero, que tiene un antepasado italiano en la línea materna, sigue siendo necesario promover un proceso en contro el Ministerio del Interior en el Tribunal de Roma, teniendo en cuenta el contenido de las normas vigentes antes de 1948,   y que no reconoció la ciudadanía iure sanguinis en la línea materna y al mismo tiempo sancionó, para la mujer, la pérdida automática de la ciudadanía italiana en el caso ella halla contraído matrimonio en el extranjero. Con la sentencia del 9 de abril del 1975 n. 87, la Corte Constitucional declaró la ilegitimidad constitucional de esta última disposición, ya que viola los artículos. 3 y 29, Const., al igual que estableció que la pérdida de la ciudadanía italiana se produjo automáticamente debido al hecho mismo del matrimonio, independientemente de la voluntad de la mujer e incluso si esto manifestó una voluntad contraria. La sentencia posterior de la Corte Constitucional n. 30 del 1983, declaró la ilegitimidad constitucional del art. 1, n. 1, de la ley n. 555 del 1912, nuevamente en contraste con el art. 3 y 29 de la Constitución, en la parte en la que no considera que sea ciudadano italiano por nacimiento tambien el hijo de una madre ciudadana.

Un reciente sentencia de la Cassazione a Sezioni Unite n. 4466/2009, aclaró la extensión de estos principios a los descendientes de mujeres que perdieron su ciudadanía antes de 1948 en virtud de las normas declaradas ilegítimas.

Solo que el marco regulatorio no se ha modificado hasta la fecha y, por lo tanto, el sujeto que beneficia de tener antepasadas casadas antes de 1948 debe necesariamente recurrir al proceso judicial para poder ver su estado como ciudadano italiano.

La apelación debe ser incardinada en el Tribunal de Roma y sigue el rito según el art. 702 bis del código civil. En cuanto al descenso paterno, el solicitante debe presentar toda la documentación que acredite el descenso y la no naturalización de su antepasado, traducida y apostillada. Los tiempos indicativos son de 6/8 meses. La apelación puede ser seguida por un abogado italiano con un poder notarial especial del estado de origen, regularmente apostillado. Por lo tanto, no es necesario que el ciudadano italiano-extranjero viaje a Italia.

El bufete, con el apoyo de l’Agenzia Go Italy Assesoria, examina su posición y sigue todas las fases de su proceso en Roma con el fin de ver reconocida su ciudadanía por descendencia materna.

Al escribir un correo electrónico a emanuele.rossi@remove-this.studiolegaleadriano.it con el tema "ciudadanía por descendencia materna", recibirá el formulario de información que debe completar para obtener una primera consulta gratuita y sin compromiso sobre su caso.

 

Avv. Emanuele Rossi

Studio Legale Adriano & Rossi